MIGRANTES DEPORTADOS EN AGUASCALIENTES: ¿CLASISMO, RACISMO, O SENTIMENTALISMO?

MIGRANTES DEPORTADOS EN AGUASCALIENTES: ¿CLASISMO, RACISMO, O SENTIMENTALISMO?

El “Día Internacional del Migrante” de diciembre del año 2022, lo celebró la gobernadora de Aguascalientes, Teresa Jiménez Esquivel, con una visita al Centro de Atención al Migrante, atendido por el paisano César Gamboa, en Compton, California. Allí promocionó el Programa de Gobierno denominado “reencontrando Corazones” que reunió 26 familias que el Instituto de Atención al Migrante de Aguascalientes localizó dispersas entre Aguascalientes y los Ángeles, California. Este acto de política migratoria es una acción de Gobierno que debemos aplaudir, sin embargo, por ser tan limitado en sus alcances, es mi opinión calificarlo como un acto clasista, racista y sentimentalista. Me explico.

Teresa Jiménez, en su campaña rumbo a la gubernatura del Estado, en su propuesta 17 prometió crear el Instituto de los Migrantes Hidrocálidos IMH, lo que cumplió de inmediato y al tomar posesión del cargo designó a la excandidata a Gobernadora del Estado, postulada por el Partido Fuerza Por México, Lic. Natzielly Teresita Rodríguez Calzada, como directora. Por ahora, desconozco el monto presupuestal que fue asignado para la operación del IMH durante 2022 y 2023, más por sus alcances debo suponer que debe ser bastante limitado.

Más allá de las posibles y evidentes restricciones presupuestales que no son responsabilidad de quien dirige la política pública del IMH, en mi opinión el gobierno estatal tiene una perspectiva social bastante limitada en la materia; en mi opinión es reduccionista y produce la sensación de clasismo, racismo y sentimentalismo, en su operación.

Siendo propositivos, debo señalar que esa política pública de atención a los migrantes debe ser revisada de inmediato por el Gobierno de Teresa Jiménez. Un IMH que limita o reduce la atención a los migrantes en eventos internacionales para promover abrazos entre 26 familias hidrocálidas omite conocer del problema social que hoy representa para los vecinos hidrocálidos el haberse transformado en una Estación Migratoria Internacional, como consecuencia de los Acuerdos Trilaterales de México con EUA y Canadá, y que aumentará pronto el número personas refugiadas y en tránsito, legal o ilegal, que deberán permanecer en la Ciudad de Aguascalientes.

El gobierno del Estado de Aguascalientes tiene que obligarse a revisar esa política pública. Oor circunstancias internacionales, se tienen que replantear la dimensión y alcance del Instituto del Migrante Hidrocálido. Se deben pactar convenios de colaboración, de inmediato, con el Gobierno de la República y los Gobiernos de los EUA y Canadá; además, con los organismos internacionales que respaldan la ayuda humanitaria en México.

El Gobierno del Estado y los ayuntamientos de Aguascalientes, en una acción humanitaria y defensa de los Derechos Humanos, por la seguridad de todos los habitantes, tienen que incluir programas sociales eficientes para la inmediata atención a los hermanos migrantes centroamericanos y apoyar sin discriminación en atención a la Salud, oferta Laboral, defensa Legal, estancia segura de sus familias en albergues adecuados y su Movilidad.

Es una realidad dolorosa, el Gobierno del Estado de Aguascalientes y el Gobierno de la República han abandonado a su suerte a miles de migrantes que desde 2021 acampan en Aguascalientes. Ellos no son delincuentes, ellos sólo están obligados a permanecer aquí para gestionar y obtener la Visa Humanitaria, por días semanas y meses frente al Instituto Nacional de Migración de Aguascalientes, acompañados de sus familias y soportando las heladas, lluvias y atracos, sobre las calles y camellones.

Los más afortunados, con cientos de niños menores de edad. han sido auxiliados y atendidos con los muy escasos recursos que brinda la ayuda humanitaria desde 2021 en el improvisado albergue que funciona frente al INM, a cargo de la familia del activista social Jesús Antonio Maya y sus hijos Jesús Antonio y Cecilia Maya Lara, quienes diariamente albergan alrededor de 70 migrantes que permanecen hasta 10 días en espera de obtener su Visa Humanitaria que les permita seguir el viaje hacia los EUA.

Ellos han llegado desde Cuba, Venezuela, El Salvador, Honduras, Haití, Guatemala, hasta africanos y rusos, huyendo de la violencia institucional de sus regímenes, racial y sexual, y también de la pobreza alimentaria y laboral que inunda de injusticia a sus naciones.

Continuará….

davidperezcalleja@gmail.com

David Pérez Calleja

Consultor Jurídico Electoral, Campañas de Movilización y Representación en Organismos Electorales.

David Pérez Calleja

Consultor Jurídico Electoral, Campañas de Movilización y Representación en Organismos Electorales.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

error: Content is protected !!