LOS RETOS DE LA DOCENCIA VIRTUAL

LOS RETOS DE LA DOCENCIA VIRTUAL

En los tiempos nuestros, tiempos menguantes entre la virtualidad y la presencialidad con un sinfín de noticias avasallantes doy cuenta de lo flexible que debo ser ante la fragilidad de la nueva era.

En distintas áreas de lo profesional es posible distinguir las dificultades propias de la falta de cercanía con las personas produciendo un dejo de apatía de quienes trabajan a distancia. Quizá el hartazgo y las muchas horas frente al monitor produzcan ya un desencanto a estas alturas.

En este caso, la profesión del docente la he visto en serios aprietos, los retos de estudiar, reaprender, y desaprender viejos hábitos estableciendo un nuevo orden rutinario a distancia con nuevos alumnos, supone ya de por si una cuestión de sobreponerse al cambio radical que ha ocurrido desde el 2020 hasta el cierre del presente año.

El reto más grande desde mi experiencia fue colocar la atención y motivar eficazmente a los alumnos no solo frente a la pantalla sino a través de las actividades de manera individual y colectiva debiendo realizar para los objetivos de cada curso orientado a la realización de un negocio propio desde cero.

A manera de autocrítica, me parece que si hubiera tenido entrevistas uno a uno de forma virtual al principio del curso para conocer sus necesidades, intereses, contexto social y familiar de los alumnos hubiera permitido diseñar estrategias de atención, seguimiento y conexión personal con cada uno de ellos.

Hay valores necesariamente a resaltar, la puntualidad por ejemplo se vio de manera manifiesta pues al tener conexión a internet no hubo pretextos de estar a tiempo cada sesión. El trabajo cumplido de cada uno de los pupilos también se debió a la importancia de hacer siempre de la practica un recurso infaltable.

La distracción de los alumnos mermó la fuerza de su participación debido al factor distancia, actividad laboral de algunos de ellos y los distractores como las redes sociales dieron pauta a apagar sus cámaras para hacer cualquier otra cosa, menos estar en su clase y “tratar” de engañar al profesor.

En suma, la docencia virtual es fascinante desde su contenido y objetivo central que es enseñar sin importar los obstáculos y tener mejores elementos tecnológicos para desarrollar nuevas competencias que parecían estar allí dormidas para ser aprovechadas en su máxima expresión.

Ignacio González Cervantes

Ignacio González Cervantes es escritor, en su haber ha escrito 3 obras de diferente corte, la más reciente "Cambio Organizacional" Una mirada postapocalíptica. y la penúltima, una investigación "Recetario para empresas familiares exitosas". Así mismo, es artículista sobre temas en economía, arte, cultura, cine y educación, donde aporta su punto de vista desde hace ya más de 15 años. Es también artísta plástico y profesor de escuelas de negocios.

Ignacio González Cervantes

Ignacio González Cervantes es escritor, en su haber ha escrito 3 obras de diferente corte, la más reciente "Cambio Organizacional" Una mirada postapocalíptica. y la penúltima, una investigación "Recetario para empresas familiares exitosas". Así mismo, es artículista sobre temas en economía, arte, cultura, cine y educación, donde aporta su punto de vista desde hace ya más de 15 años. Es también artísta plástico y profesor de escuelas de negocios.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

error: Content is protected !!